¡5 años de Laboratori de Lletres!

¡5 años de Laboratori de Lletres!

3/11/16

Por Laia Terrón:

Hoy hace 5 años que nació el Laboratori de Lletres. La inauguración fue a las 19h en la calle Sant Pere Mitjà 67 y olía mucho a pintura porque al mediodía todavía estábamos acabando de pintar las paredes.

Si tuviese que hacer un resumen de estos años en un tweet, escribiría una cosa así: Felicidades por tus 5 años, Laboratori! Y muchas gracias a todas aquellas personas que lo han hecho posible #5anysLaboratori

Pero como tengo un poco más de espacio, escribiré 5 momentos:

  1. La primera persona que llamó interesándose por los cursos de la escuela. Se llamaba Jaime y era de Valencia. Nos había encontrado googleando “cursos de escritura”.
  2. El día que le pedí a Laia Fábregas si quería compartir la dirección del Laboratori. Eran fiestas de Navidad del 2012, me dijo que sí pero que antes tenía que tener a Lluc (estaba muy embarazada) y Lluc se avanzó tres semanas. Es la decisión más acertada que he tomado nunca.
  3. La tarde que Ana María Matute visitó el Laboratori. Los recuerdos son selectivos pero diría que lo recuerdo casi todo. Hablamos de ir juntas al cine, pero no llegamos a ir porque murió pocos meses después.
  4. La segunda vez que nos visitó Javier Cercas. Hablamos de varios temas y entre ellos salió mi padre. Me dijo una frase que seguro que tiene razón y que no había pensado nunca: Quizás has creado el Laboratori para escribir la historia de tu padre.
  5. Ayer por la mañana. Hacían media parte en un curso de novela y uno de los alumnos (que viene en transporte público y tarda más de una hora en llegar) me dice: se está muy bien aquí, aprendo muchas cosas y la gente es muy maja.

Han sido muchas las personas que confiado en el Laboratori: los profesores, el equipo administrativo, los alumnos, los invitados del Entremestres, los becarios, la familia, los amigos. Muchísimas gracias a todos los que lo habéis hecho y lo hacéis posible.

Y continúan las ganas de trabajar y contribuir a que el Laboratori viva muchos años. Además, tengo deberes, escribir la vida de mi padre: Prisco Cornelius Terrón Garrote. Como mínimo, el nombre ya es de novela, eso seguro que ayuda.